«¡NO AL VERTEDERO, RESIDUO CERO!» Concentración en Alcorcón por el cierre de un vertedero en Madrid Sur

18 de mayo de 2021
concentración contra vertedero de pinto

La plataforma por el cierre del vertedero de Pinto, formada por 49 entidades y vecinas y vecinos de 12 municipios, se concentró el pasado 14 de mayo frente al Ayuntamiento de Alcorcón. La reivindicación pretende denunciar la política de residuos en la Mancomunidad del sur.

A continuación reproducimos el comunicado íntegro para poner en conocimiento a nuestras vecinas y vecinos del sur cuál es la problemática y cuáles son las propuestas y demandas que desde la plataforma se exige a las instituciones responsables:

Una vez más nos manifestamos para denunciar la nefasta política de residuos de la Mancomunidad del Sur, y la dejación de funciones de la Comunidad de Madrid sobre este asunto. Esta vez lo hacemos en Alcorcón, cuyo teniente de alcalde, Jesús Santos Gimeno, es el vicepresidente primero de la Mancomunidad del Sur.

Las vecinas y vecinos de Getafe y Pinto, así como otros municipios cercanos al vertedero, estamos sufriendo desde hace 35 años, una merma en nuestra calidad de vida, obligados a convivir con los olores nauseabundos, emisiones contaminantes en forma de gases de efecto invernadero y contaminación de los suelos y cursos de agua, que generan las toneladas de residuos producidos por los 71 municipios que forman la mancomunidad. Son 800.000 toneladas al año, los residuos de 1.960.000 personas, los que se trasladan a lo largo y ancho de los 3.800 kilómetros cuadrados que abarca el área a la que da servicio.

Además, queremos aprovechar esta ocasión para alertar del desastre que se nos avecina y que todos sus responsables intentan esconder. La elevación de altura de la 3ª fase del vertedero da capacidad tan sólo hasta el final de este mes de Mayo.

La 4ª fase debería estar operativa a partir de octubre. Las obras de construcción de este 4º vaso llevarán al menos 19 meses y, a fecha de hoy, todavía no se han iniciado. Nos encontramos, por tanto, a las puertas de otra guerra de las basuras. Otro episodio lamentable como el vivido hace dos años con el vertedero de Alcalá. Dentro de pocos meses el vertedero de Pinto se colmatará y sus residuos deberán repartirse en otros vertederos. ¿Valdemingómez? ¿Loeches? No lo sabemos, lo que sí sabemos con certeza es que no puede haber mayor desidia e incompetencia por parte de la Mancomunidad del Sur, que nos llevan de nuevo de cabeza al desastre.

No solo esto, sino que, en su huida hacia delante, pretenden llevar a cabo otro atentado ecológico y contra toda lógica: La construcción de una nueva MacroPlanta de Tratamiento Mecánico Biológico de residuos mezclados. Su rendimiento es muy bajo, solo consigue recuperar un promedio del 5 por ciento de los materiales inertes, y prácticamente inútil a la hora de descomponer la materia orgánica con calidad suficiente para ser devuelta al suelo, de manera que no resuelve la eliminación de los residuos que finalmente se tendrán que seguir depositando en el vertedero.

Doscientos millones de euros son los que se pretende invertir en una planta que recibirá cuatrocientas mil toneladas de residuos al año, además de otras dos, una para materia orgánica y otra de residuos voluminosos, convirtiéndose en la acumulación de residuos más grande de España.

Exigimos a la Mancomunidad del Sur, a su presidenta Sara Hernández, a sus vicepresidentes Jesús Santos, Enrique Serrano, Juan Diego Ortiz y Antonio González, que trabajen en políticas alternativas y sostenibles, de acuerdo con las leyes y directivas sobre residuos, basándose en las siguientes líneas básicas:

  • Construir nuevas instalaciones de tratamiento más pequeñas y descentralizadas, menos costosas, manejables y accesibles a la población, compatibles con el bienestar de las personas y del medio natural.
  • Emplear procedimientos de acuerdo al principio de proximidad, para que cada municipio se haga consciente de sus residuos y actúe para reducirlos y tratarlos adecuadamente.
  • Realizar recogidas selectivas, para que los residuos no vayan mezclados y se les pueda dar una segunda vida.

Por coherencia económica y medioambiental, por sostenibilidad, porque queremos avanzar en la economía circular y frenar el cambio climático, rechazamos la Macroplanta de Tratamiento Mecánico Biológico en Pinto y exigimos la paralización inmediata de este nefasto proyecto.